Inicio Tech Internet La TV de pago crece frente a la tv streaming

La TV de pago crece frente a la tv streaming

0

Quién se aburre es porque quiere. Cada día encontramos más novedades en el mundo de la comunicación que gira en torno a las televisiones. No paramos de encontrar novedades en la tv de pago, en la televisión por cable y en la televisión online o streaming.

Pero, ¿En qué se diferencian todos estos tipos de televisiones? ¿Por cual nos podemos decantar a la hora de elegir uno si hay tantos entre los que elegir? ¿Cuál es el mejor? Esas preguntas nos hacemos constantemente y existen miles de respuestas dependiendo a la persona que preguntes y lo que cada uno busquemos a la hora de ver alguna película, serie o deporte preferido.

Las televisiones de pago ofrecen un servicio exclusivo a cambio de un precio mensual conocido como abono. Sus contenidos son de producción propia exclusivos en sus canales únicamente o cuyos derechos han sido exclusivamente comprados para emitir en su televisión. El contenido es tan atractivo que la gente se encuentra dispuesta a pagar por este servicio de televisión como la que ofrece la compañía Yoigo.

En los últimos años, ha llegado a España muy fuerte desde los Estados Unidos la televisión streaming. Estas compañías producen y transmiten material audiovisual en línea a través de Internet. Los clientes de este producto pueden ver el material audiovisual en cualquier dispositivo como tablet, PC o móvil en el momento que el usuario lo dedica sin ningún inconveniente, solo el acceso a internet. La televisión online tiene la opción de ser de pago a través de una cuota online mensual o gratis. Aquellas televisiones online o streaming que son totalmente gratuitas, se mantienen a través de la publicidad. Las más importantes son las que ofrecen las televisiones de TDT españolas como son por ejemplo la del grupo A3Media o Mediaset España.

Y  por último, se encuentra la televisión por cable que a través de señales de radiofrecuencia se transmite a los televisores por fibra óptica, cable coaxial o un servicio por suscripción. Este servicio de televisión nació con el objetivo y necesidad de dar señales de radio y televisión a los abonados sin que estos tengan demasiados receptores de televisión y radio en sus hogares.

Quedarse con un servicio u otro no depende únicamente del contenido que estas plataformas ofrecen. También tenemos que tener en cuenta las características que nuestro hogar dispone  por lo tanto, podemos permitirnos o no tener. Para poder contratar una televisión de pago necesitamos tener un ancho de banda ancha de conexión a internet de más de 6MB que permitirá así disfrutar con suficiente calidad el servicio. La alternativa a esa opción, es la televisión por satélite pero el aire, las lluvias, etc. puede generarnos fallos de conexión.

La televisiones de pago ofrecer servicios y contenidos con un alto valor, además de una emisión en HD en sus canales y en 4K en algunos canales de prueba. El audio de estas televisiones se recibe en formato DOLBY en los contenidos HD y con la posibilidad de cambiar su audio a versión original o incluso a escucharlo como si estuviéramos en el interior de nuestro estadio de fútbol favorito o circuito de fórmula uno.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.