Inicio Cultura Koel: “Nuestro grupo se caracteriza por no tener fronteras”

Koel: “Nuestro grupo se caracteriza por no tener fronteras”

1
Entrevista a Koel / Imagen: TimeJust

Koel, un grupo granadino, presenta su segundo disco ‘Brújula’ e inicia el año con una gira que tiene como principales destinos Madrid y Sevilla

Koel, un grupo procedente de Granada que ha debutado en festivales como el Festival de les Arts de Valencia, presenta su último trabajo, ‘Brújula’ un segundo álbum autoproducido que cuenta con doce temas y diferentes estilos. El grupo hasta el momento cuenta con fechas en ciudades como Sevilla y Málaga en enero y Madrid en marzo.

TimeJust: ¿Por qué elegís la palabra ‘Brújula’ como título de vuestro último disco?

Koel: Se debe a una canción del disco que engloba lo conceptual que queríamos tratar con él y donde nos iba a llevar sin tener ningún tipo de objetivo, simplemente presentarlo como un nuevo álbum, una evolución del grupo y como dice la canción, una brújula que a veces nos orienta y otras nos desorienta.

TJ: ¿Por qué Koel?

K: Koel es una palabra que no tenía ningún significado y se lo ha dado nuestra música, queríamos algo que fonéticamente nos gustase, una palabra que reuniera ciertos requisitos pero lo fundamental era que no significase nada para que al final se asociase directamente a nosotros, aunque hace unos meses, nos hemos dado cuenta que en indio significa independiente, algo que nos viene como anillo al dedo.

TJ: ¿Habéis notado un cambio del primer disco a este?

K: Por supuesto, hay un gran crecimiento sobre todo por la aceptación de la gente aunque en el primero ya había una base hecha porque teníamos un público, habíamos tocado en algunos sitios como el Festival de les Arts de Valencia. Sobre todo cuando dimos el primer concierto en la Sala Tren de Granada ni siquiera nos sabíamos todas las letras y el público las cantaba, en ese momento pensamos que esto podía ser algo grande, pero una vez que hemos sacado ‘Brújula’ la aceptación nuevamente ha sido mejor, así que muy contentos.

TJ: ¿Creeis que hay que encasillarse en un estilo de música en particular?

K: Por supuesto que no, de hecho nos parece uno de los mayores errores que se cometen no por la parte de los periodistas, porque todo el mundo en general tendemos a poner etiquetas en la música, personas o el arte pero es muy difícil etiquetar actualmente, quizás hace 30 o 40 años era más fácil encasillar la música pero hoy día todo está conectado, incluso entre nosotros escuchamos diferentes fuentes musicales, es prácticamente imposible definir un estilo, es cierto que hay que ponerlas para las personas que no te conozcan ya que por lo menos saben si es flamenco, rock o heavy pero siempre te queda ese pellizquito porque ese estilo no te define cien por cien, tiene doble vertiente, por un lado son necesarias pero también cortan mucho la libertad y la creatividad.

TJ: ¿Pensáis que sería peligroso para el público cambiar el estilo?

K: Nuestro grupo se caracteriza por no tener fronteras en ese sentido, como hemos dicho, cada uno bebe de estilos diferentes aunque en ocasiones coincidamos, por ello pienso que la música que hacemos tiene esa peculiaridad haciéndola diferente y original, por lo que nosotros no podemos cambiar a ningún estilo porque no estamos en ninguno realmente, es cierto que nuestro estilo no es el flamenco pero hay una canción que muestra algunos dejes flamencos, también en el caso de ‘Vivir’ se pueden notar dejes africanos y eso es algo que enriquece mucho.

TJ: ¿Consideráis que el mundo de la música es complicado?

K: Es ultra complicado, a las bandas emergentes deberían ponerle un monumento en cada pueblo porque es muy difícil llegar hasta aquí por la cantidad de inversión tanto monetaria, como de ilusión y de tiempo, por eso no es de extrañar que muchos caigan en el camino y en la desesperación porque inviertes excesivos recursos de tu vida para llegar a un punto en el que se empiece a reconocer tu trabajo pero después acaba siendo gratificante, sino, obviamente no lo haríamos.

TJ: ¿Habéis tenido alguna dificultad para llegar hasta aquí?

K: Siempre lo comparo como una relación de pareja pero de cinco personas, incluso seis si incluyes al técnico, entonces respecto a lo personal es difícil compaginarlo y más cuando pasan los años, las circunstancias cambian, así que, esa podría ser la mayor dificultad a la que se puede enfrentar un grupo.

TJ: ¿Alguna vez habéis pensado en dejar la música?

K: Ahora mismo la banda se encuentra en un nivel que exige más ya que hay más compromisos y a mí me cuesta más compatibilizarlo, al final acaba siendo una lucha constante para organizarme y así poder subir a Madrid o ir a otra ciudad a tocar pero el hecho de dejarlo, no, a pesar de que haya momentos muy desagradables y tengas que poner en una balanza cosas que son muy importantes piensas que tienes la oportunidad de hacer lo que te gusta y que la gente lo reconozca y valore, además de que la música para mí es una liberación.

TJ: ¿Tenéis anécdotas de algún concierto?

K: Sí, en el Festival de les Arts de Valencia, el evento se celebra en la Ciudad de las Artes y las Ciencias y el escenario está sobre el agua en la que habrá una profundidad de 50 centímetros, pues mientras tocábamos vimos a un grupo de chicas acercarse al escenario y de repente una de ellas desapareció, después ya supimos que había una especie de zanja bastante profunda que más tarde tuvieron que vallar por precaución. Otra anécdota fue en Murcia donde en mitad de una canción tuve que dejar de tocar el piano para ir a cerrar la puerta del aseo la cual daba al escenario porque salía un olor terrible.

TJ: ¿Qué opináis sobre la música comercial, lo consideráis algo positivo?

K: Absolutamente, nuestra música es comercial porque sino, no estaríamos aquí sentados, si considerásemos que nuestra música no es vendible, no la hubiésemos sacado del local, también depende de a lo que la gente llame música comercial, si se le llama desde el punto de vista despectivo ya que algunos estilos los encasillan directamente en comerciales y nosotros no estamos de acuerdo con eso porque cualquier música es totalmente respetable siempre que las letras no sean ofensivas y no traspasen la ley, así que cuanto más comercial sea nuestra música, se supone que será mejor y a más personas gustará, por tanto si ser comercial es que hagas música para que la gente también la cante, somos los más comerciales del mundo.

TJ: ¿En el momento de componer lo hacéis en conjunto o por separado?

K: Normalmente las composiciones las hacen Efrén y Gabriel porque al ser los que tocan los instrumentos que más se usan a la hora de componer como es el piano y la guitarra. Componemos por separado aunque nos ayudamos cuando una canción se me atranca y viceversa, el disco anterior ‘Superforma’ si se trabajó mucho más en el local con el resto de la banda, a diferencia de este que se ha hecho muy bidireccional porque uno de nosotros vive fuera de Granada y nos resultaba complicado reunirnos y llevar hacia delante un disco, entonces todo se hizo mayormente a través de videollamadas, la verdad que nos hubiese gustado haber hecho más trabajo en el local pero las circunstancias no lo permitieron y nos tuvimos que amoldar, ojalá no pase y nos lo permita el próximo disco.

TJ: ¿Qué disco ha tenido una producción o composición más complicada?

K Brújula porque ha sido una autoproducción y hemos tenido que aprender a pasos agigantados, probar y estudiar muchas cosas, también tener en cuenta la serie de limitaciones que había porque no nos dedicamos a ello, no somos productores pero si teníamos claro lo que queríamos hacer.

TJ: ¿Qué proyectos tenéis en mente?

K: Seguir girando con nuestra brújula y que la conozca el mayor número de personas posible, seguir con la gira, seguir cerrando más fechas, además nos han confirmado un par de festivales así que, que siga girando y que la brújula nos lleve a donde nos tenga que llevar que nos sentiremos felices de ello.

1 Comentario

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.