Connect with us

Hi, what are you looking for?

Opinión

Al fascismo, por su nombre

Pablo Iglesias cara a cara con uno de los neonazis - Imagen de Daniel Gago
Pablo Iglesias cara a cara con uno de los neonazis. Imagen: Dani Gago.

Ayer, en el madrileño barrio de Coslada, Pablo Iglesias sería increpado en su primer acto como candidato a las elecciones por cuatro neonazis bajo el lema “Fuera la casta de nuestros barrios”.

Pablo Iglesias dejó ayer su puesto como Vicepresidente segundo del Gobierno para poder presentarse como candidato a las elecciones del próximo 4 de mayo en Madrid. Tras una emocionante despedida y hacer su balance, se marchó. Deja como legado una gran reforma en dependencia y a Ione Belarra como su sucesora en el cargo. Daba paso así a su nueva etapa y su nuevo objetivo: desalojar a Ayuso de la Puerta del Sol. 

Despedida de Pablo Iglesias

Acto en Coslada 

Para comenzar el recorrido electoral, el equipo de Unidas Podemos decidió reunirse ayer con la Asociación de Vecinos Fleming en el barrio madrileño de Coslada. En la línea de mantener los pies en el suelo y escuchar cuáles son los problemas de la gente en Madrid, Pablo Iglesias se trasladó hasta allí a escucharles. Pero la calma no duró mucho tiempo

En los alrededores se juntaron unos pocos jóvenes miembros de organizaciones de ultraderecha o neonazis a increpar al candidato y boicotear su primer acto. Esto lo harían bajo soflamas y saludos fascistas, además del lema «fuera la casta de nuestros barrios». Y esto no es novedad. Precisamente las asociaciones de vecinos de la zona llevaban tiempo denunciando el acoso de este tipo de organizaciones a su trabajo y acción. Y por ello iba el líder de Podemos a reunirse la tarde de ayer con ellas. 

Acto de valentía

Distintos dirigentes del partido que se encontraban acompañando al candidato, como Isa Serra, grabaron el momento de mayor confrontación y lo subieron a las redes. En los vídeos se ve como los vecinos y distintos militantes del partido morado no dudaron ni un momento en plantarle cara al odio de estos fascistas. Porque si eres demócrata, eres antifascista por naturaleza, o al menos sería lo suyo. Porque si eres demócrata le harás frente siempre a aquellos que quieren volver al oscuro pasado de represión, desigualdad y odio. Frente al fascismo y estos jóvenes neonazis, más democracia y más libertad

Pero sin duda lo más destacado del momento fue ver al propio Iglesias enfrentarse cara a cara con uno de estos extremistas. Sin miedo, sin ningún reparo. Aún sabiendo las grandes críticas que recibiría por ello (ayer volvió a ser viral el hashtag #ColetasRata), no se achantó. Siguiendo sus convicciones antifascistas, se enfrentó ante aquellos que intentaron boicotear su acto. 

Isa Serra vía Twitter

Por un periodismo veraz

Lo que nadie duda aquí es que puedes estar, personalmente, más o menos de acuerdo con las ideas y acciones del señor Iglesias. En eso consiste la democracia, en la pluralidad de opiniones y el respeto por lo diferente. Pero lo que chirría ya es la mentira y los pocos valores que diversos medios de comunicación mostraron ayer al informar del suceso. 

En lo que se podrían considerar «eufemismos» que nublan la realidad, ayer se nombró a estos neonazis como: jóvenes manifestantes, con estética extremista, manifestantes a secas… A los que creemos en un periodismo veraz, objetivo e independiente, esta forma de ocultar la realidad nos parece descorazonadora. Todos entendemos que los grandes medios de este país tienen una línea editorial concreta y que están financiados por determinadas entidades a las que no deben incomodar. Esa es la realidad. Pero a los fascistas, se les llama por su nombre, por lo que son. Neonazis, jóvenes fascistas que irrumpieron en el acto para boicotearlo con su odio. Cualquier otra manera de referirse a ellos es un acto de blanqueamiento del fascismo, que pone en peligro los valores profesionales del periodismo y nuestra propia democracia. Puedes estar, insisto, más o menos de acuerdo con lo sucedido, pero la realidad no se maquilla

Y ya no es solo eso. Sino que medios conservadores como la COPE directamente volvieron todo en contra de Pablo Iglesias, acusando al candidato de «increpar» a «unos manifestantes». Claramente, la denuncia pública sobre esto no tardó en llegar, como pudimos ver en los distintos perfiles de dirigentes del partido morado en Twitter, como el de Juan López de Uralde.

Juan López de Uralde vía Twitter

Por todo ello, desde un medio independiente por y para jóvenes como es TimeJust hago un llamamiento: los periodistas hacemos una labor muy importante en democracia, la de informar a la ciudadanía de todos aquellos sucesos que les permiten formarse una opinión propia. La ciudadanía tiene, por tanto, el derecho a recibir una información veraz y objetiva. Y maquillar lo ocurrido ayer en Coslada vulnera todos aquellos principios que nos enseñan en la facultad y que debemos emplear con responsabilidad. El periodismo es el cuarto pilar de nuestra democracia, actuemos con convicción y profesionalidad para asegurarlo. 

Click to comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

You May Also Like

Actualidad

¿Han oído hablar alguna vez acerca de las piedras volcánicas? ¿Saben lo que son? Las piedras volcánicas reciben este nombre por sus propiedades, estás...

Cultura

Los seguidores de Blindspot están de enhorabuena al darse a conocer supuestamente la fecha para el estreno de la cuarta temporada Ya se comentó...

Conciertos

El dúo Twenty One Pilots publicó tres sencillos con sus respectivos videoclips para anunciar su vuelta. Jumpsuit, Nico And The Niners y Levitate son los...

Cultura

El cantante David Benjamín Rees nació en Málaga el 24 de agosto de 1994. Es un cantante español con orígenes ingleses. Su último trabajo...

A %d blogueros les gusta esto: