Inicio Deportes Sporting de Gijón 1–0 Rayo Vallecano: fin de la racha rayista

Sporting de Gijón 1–0 Rayo Vallecano: fin de la racha rayista

0

Esta jornada el Rayo visitaba al Sporting, otro aspirante al ascenso, que había hecho un fortín de su estadio que, en el partido frente al líder, estrenaba su nuevo nombre. El partido, muy igualado desde el principio, acabó en victoria por la mínima del Sporting que recortó distancias respecto a la zona del ascenso directo. Asimismo, el Rayo sumó su primera derrota en la segunda vuelta. Valió el gol de Gorka Elustondo a propia meta.

El sábado hubo un enfrentamiento directo entre dos candidatos a subir a Primera que, además, estaban en su mejor momento esta temporada. El Sporting se medía con el nuevo líder de Segunda en un partido que iba a ser el “plato fuerte” de la jornada. El Rayo llegaba a Gijón como el único equipo de la competición invicto en la segunda vuelta. Además, el conjunto vallecano era uno de los mejores visitantes de la categoría. Sin embargo, era de esperar que el cuadro asturiano no iba a poner las cosas fáciles. En la “era Baraja” el Sporting había ganado todos los partidos disputados en su feudo que, en el encuentro frente al Rayo, estrenaba su nueva denominación. Debido al cambio del nombre del Estadio El Molinón, que ahora lleva también el nombre de Quini, antes del inicio del duelo se realizó un conmovedor homenaje al mítico delantero recién fallecido.

Máxima igualdad

El encuentro fue muy parejo desde el inicio. No hubo un dominador claro en ningún momento, aunque pareció ligeramente mejor en la mayoría de las facetas del juego el Sporting. Sin embargo, la zaga rayista anulaba bien los delanteros del cuadro local que no podían crear mucho peligro. Por su parte, las llegadas del Rayo se realizaban sobre todo por la banda izquierda. Se notaba mucho la ausencia de Fran Beltrán, uno de los jugadores clave del esquema de Míchel. El joven centrocampista causó baja por encontrarse concentrado con la selección juvenil (aunque cabe señalar que también cumplía ciclo de amonestaciones, ya que había visto la quinta amarilla en el partido de la jornada anterior frente al Reus, cuando ya no estaba sobre el verde, durante la celebración del último gol del Rayo). Le sustituía en el once titular Gorka Elustondo, quien finalmente daría el triunfo al… Sporting.

Mariño, sensacional

Aunque no hubo muchas ocasiones en la primera parte, hubo momentos en los que se lucieron los porteros. Hizo un par de intervenciones Alberto García, recibido con muchísimo cariño por la afición del Sporting, el equipo cuya portería había defendido durante tres temporadas. Sin embargo, fue Diego Mariño el máximo protagonista del primer acto. Evitó un gol de Bebé desde lejos con una parada espectacular en el minuto 27. Aquella ocasión del portugués, junto con la de Unai López del minuto 16, fueron las mejores del Rayo a lo largo de la primera mitad.

En el minuto 38 tuvo que intervenir Alberto para parar un tiro de Carmona desde la izquierda. Desde entonces, no hubo ninguna ocasión clara hasta el descanso. La primera parte, marcada por el buen rendimiento de los defensas y los cancerberos acabó en un empate sin goles. Los delanteros de ambos equipos apenas rascaron bola.

Polémica arbitral

Tras una primera parte poco vistosa y de mucho “centrocampismo”, el partido se rompió después del descanso. Ambos equipos se animaron a atacar. Poco tardó el Rayo en crear una situación clara que, en vez de un tanto, acabó en polémica. La decisión del colegiado de no pitar penalti por una mano en el área de Sergio Álvarez causó tremenda indignación en la parroquia rayista. Es más, si el árbitro hubiera decidido señalar la pena máxima, el jugador sportinguista habría tenido que ser expulsado. Poco después movió ficha Baraja, dando entrada a Nano Mesa, quien enseguida habría disparado a puerta vacía si no hubiera sido por Alberto. El portero rayista volvió a evitar un gol en unos minutos, defendiendo un mano a mano con Santos. El Sporting se crecía y se acercaba al área visitante con más y más peligro. Míchel reaccionó sacando a Armenteros por un Embarba desaparecido.

El autogol que condenó al Rayo

El marcador no se movió hasta que Elustondo metiese un gol a propia puerta en un intento del despeje. El que sustituía a Fran Beltrán anotó el único tanto del encuentro. Pocos instantes después el Sporting pudo haber ampliado su ventaja. Sin embargo, Alberto paró el cabezazo de Santos desde el centro del área. Luego, pudo haber marcado Nacho Méndez, cuyo disparo se marchó ligeramente fuera.

Ante un resultado adverso, Míchel hizo un cambio ofensivo. Javi Guerra sustituyó a Óscar Trejo, quien cuajó otro partido gris. No obstante, poco pudo hacer el Rayo ante un Sporting tan firme en defensa.

Asimismo, los de Baraja encadenan ya ocho victorias consecutivas como locales y están muy cerca de los puestos del ascenso directo. El que fuera uno de los tres entrenadores del cuadro franjirrojo la temporada pasada logró un triunfo importantísimo ante su ex-equipo, dirigido por su sucesor en el banquillo rayista.

Ficha técnica

Alineaciones:

  • Sporting de Gijón: Diego Mariño, Jordi Calavera, Álex Pérez, Alberto Guitián, Roberto Canella, Álex Bergantiños, Sergio Álvarez, Carlos Carmona (Pablo Pérez, min 88), Rubén García (Nano, min 54), Jony, Michael Santos (Nacho Méndez, min 79).
  • Rayo Vallecano: Alberto García, Baiano, Abdoulaye Ba, “Chechu” Dorado, Álex Moreno, Gorka Elustondo (Francisco Cerro, min 80), Adrián Embarba (Emiliano Armenteros, min 64), Óscar Trejo (Javi Guerra, min 74), Unai López, Bebé, Raúl de Tomás.

Árbitro: Rubén Eiriz Mata (comité gallego). Amonestó a Unai López (min 82) y a Raúl de Tomás (min 93) del Rayo y a Álex Bergantiños (min 86) del Sporting.

Goles: Gorka Elustondo (min 68, p.p.).

Incidencias: Partido correspondiente a la trigésima segunda jornada de la Liga 1|2|3, disputado en el Estadio El Molinón Enrique Castro “Quini” ante 21705 espectadores.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.