Connect with us

Opinión

El día después del coronavirus

Published

on

La principal tarea de nuestros políticos será poner la vida en el centro de todo. Más que nunca será necesario el sentido de la responsabilidad.

Sin duda, la crisis sanitaria del coronavirus no es transitoria. Marcará un antes y un después en todos los sentidos y en todos los ámbitos, también el periodístico. Todos los periodistas de política estamos intoxicados por el proceso independentista. Queramos o no, el Procés, aquí en Catalunya especialmente, pero también en gran parte de España (especialmente cuando se acercan unas elecciones), marca la agenda política y el día a día.

Cuando acabe este confinamiento, sin embargo, el procés no volverá. O no volverá como tal. Los escenarios serán muy diferentes a los que había antes del brote del COVID-19 y se deberá pensar más que nunca en el bolsillo de los ciudadanos. Veremos qué pasa con las elecciones catalanas anunciadas por Torra -todo hace pensar que no se celebrarán antes de otoño-, pero sobre todo veremos qué decisiones se toman a nivel estatal y supraestatal.

El Gobierno de Sánchez tendrá muchos deberes por delante. Tendrá que anteponer los intereses económicos de los ciudadanos, de los autónomos, de las empresas y de un largo etcétera de trabajadores para evitar caer en bancarrota y tratar de recuperar la bonanza económica de los últimos tiempos. Será una tarea complicada, mucho, y que además necesitará la colaboración de una Unión Europea que está en más entredicho que nunca, y del apoyo de la oposición en el Congreso de los Diputados. Toda la amalgama de partidos políticos del parlamento deberán pactar unos presupuestos de emergencia nacional si quieren que España salga para adelante. Será hora de actuar, ahora sí, con sentido de Estado y dejar las luchas partidistas que tanto gustan para más adelante.

Será una oportunidad para conciliar las posiciones tan antagónicas que han mostrado la derecha y la izquierda desde la moción de censura a Mariano Rajoy en 2018. Y también será una ocasión única para que todos los partidos del arco parlamentario hagan una apuesta por una ley que regule, de manera definitiva, el presupuesto sanitario.

Necesitamos unidad para superar esta catástrofe sanitaria, sí, pero también es necesario sentido de la responsabilidad. No nos sirve de nada a los políticos y a los periodistas torturarnos pensando en qué hizo X gobierno hace cinco años o demostrar si la manifestación feminista del pasado 8M se debería o no haber celebrado. El que nos atañe es pensar en el futuro. Dotar al sistema sanitario español de las mejores herramientas posibles para afrontar la próxima pandemia en muchas mejores condiciones.

Porque tenemos que tener claro que una epidemia similar puede, tarde o temprano, volver. Por eso tenemos que poner la vida en el centro de nuestras prioridades.

Continue Reading
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Advertisement

Facebook

Advertisement
Advertisement
A %d blogueros les gusta esto: