Connect with us

Hi, what are you looking for?

Política

Clara Campoamor: «La libertad se aprende ejerciéndola»

Wikipedia

Escritora de izquierdas, republicana y férrea defensora de los derechos de la mujer. Clara Campoamor ha pasado a la historia como uno de los icónos del feminismo en nuestro país.

Corren tiempos difíciles para la mujer. Tiempos en los que, a pesar de lo conseguido, la mujer sigue sintiendo la necesidad de luchar. Hoy más que nunca, la sociedad debe rendir homenaje y tomar ejemplo de mujeres que como Clara Campoamor supieron dar un golpe en seco sobre la mesa de la injusticia y la desigualdad,

De orígenes humildes, Campoamor vino al mundo en el madrileño barrio de Malasaña, en el ambiente de una España en la que la mujer no era más que un complemento materialista del hombre. A finales del siglo XIX y primer tercio del XX la educación era la asignatura pendiente de las mujeres, más del 70% eran analfabetas. Lo único importante era ser una ama de casa ejemplar o una católica fiel y decente para la familia.

Tras proclamarse la Segunda República, Clara Campoamor fue elegida diputada del Partido Radical por la circunscripción de Madrid en las elecciones de 1931. Quiso estar en las filas constructoras del nuevo régimen para luchar en primera persona el principio democrático de la igualdad entre hombres y mujeres. Participó en la comisión que redactó la Constitución. Defendió el sufragio femenino en un histórico debate que la enfrentó a casi un total de 500 hombres y una sola mujer, Victoria Kent, que a última hora renunció a apoyarlo por considerar a la mujer merecedora del derecho, pero de escasa preparación. Tuvo que enfrentarse incluso a miembros de su propio partido, algunos temían que el voto de la mujer se centrara en la derecha por la influencia evidente de la Iglesia. Logró el voto para las mujeres españolas, pero fue más allá convirtiéndose en la única sufragista en el mundo que lo logró desde la tribuna de un parlamento. En estas históricas elecciones constituyentes, las mujeres no podían votar, pero sí ser elegidas.

Consiguió que las mujeres pudieran votar en las elecciones de 1933, aunque paradójicamente ella no resultara victoriosa. Finalmente, la vida de esta incansable y luchadora se apaga en Suiza, hasta donde se trasladó para trabajar en un bufete de abogados tras pasar por París al estallar la Guerra Civil española.

El discurso machista reinaba a sus anchas en el siglo XX, sigue reinando en la actualidad, pero la voz de las mujeres no se apaga, renace cuando más lo necesitamos. La mujer es ciudadana, puede ser madre y también trabajadora. No debemos olvidar los ejemplos más significativos de la lucha feminista, no conviene en estos momentos. La mujer se ve amenazada por los techos de cristal, la violencia, la discriminación salarial y un sinfín de motivos que solo puede conducirnos a la necesidad imperiosa de posicionar a la mujer de manera justa e igualitaria en nuestra sociedad.

Click to comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

You May Also Like

Actualidad

¿Han oído hablar alguna vez acerca de las piedras volcánicas? ¿Saben lo que son? Las piedras volcánicas reciben este nombre por sus propiedades, estás...

Cádiz CF

El Cádiz CF ha anunciado la incorporación del atacante Milutin Osmajic y Santiago Arzamendia, mientras que ayer se despidió de Caye Quintana que no...

Deportes

Su carrera profesional, su vida personal y su palmarés. Ancelotti vuelve al Real Madrid El pasado miércoles 2 de junio Carlo Ancelotti se convertía,...

Cultura

Los seguidores de Blindspot están de enhorabuena al darse a conocer supuestamente la fecha para el estreno de la cuarta temporada Ya se comentó...

A %d blogueros les gusta esto: