Inicio Deportes Premio al mejor piloto del ValenciaGP: Pol Espargaró

Premio al mejor piloto del ValenciaGP: Pol Espargaró

0
Premio al mejor piloto del ValenciaGP: Pol Espargaró (Laura Salas)

El pasado fin de semana el piloto catalán, Pol Espargaró, logró su primer podio en el Gran Premio Motul de la Comunitat Valenciana.

El circuito Ricardo Tormo de Valencia en el que se disputó la última prueba del Mundial de MotoGP le iba a deparar al piloto nacido en Granollers, Pol Espargaró, la mejor posición alcanzada por una KTM en el mundial, después de un año duro por las caídas y las operaciones sufridas por el más pequeño de los hermanos Espargaró.

Por eso al finalizar la carrera Pol comentaba que “este resultado había sido un pago después de una temporada muy dura. Para todos ha sido un año muy complicado, pero terminar así es como un pago por todo el sufrimiento y creo que lo volvería a repetir a pesar de lo mal que lo hemos pasado”.

Los entrenos depararon buenas sensaciones

Durante los entrenos libres, la KTM de Pol no se descolgaba de las primeras diez posiciones, pilotaba a muy buen ritmo, a pesar de las condiciones del asfalto por las lluvias caídas durante todo el fin de semana en la Comunidad Valenciana, y que propiciaron numerosas caídas tanto en los entrenos como en las carreras.

Desde la FP1 hasta la FP4 Pol iba subiendo posiciones en la clasificatoria de los entrenos, logrando un meritorio tercer puesto en la combinada del viernes.

El sábado, el piloto español siguió demostrando sobre la KTM que sus intenciones eran conseguir una buena posición de salida, después de una dura temporada por culpa de las caídas que le impidieron disputar la totalidad de las carreras ya que tuvo que pasar por quirófano a raíz de una fractura de su clavícula izquierda que ha sido un rompecabezas para el joven piloto esta temporada, junto con los malos resultados cosechados en líneas generales por KTM.

Y si en algo destaca Pol Espargaró es en tener una fuerza de voluntad envidiable, que le hizo recuperarse de las lesiones en tiempo récord para volver a subirse a la moto y que le permitió conseguir el mejor resultado de KTM de la temporada: salir desde la sexta posición de la parrilla.

www.motogp.com

La carrera que le devolvió la sonrisa

Uno de los aspectos más relevantes del GP de Valencia eran las condiciones en las que se encontraría el asfalto para la carrera tras las fuertes y constantes lluvias sufridas tanto el viernes como el sábado, sin duda, fue la carrera más imprevisible de toda la temporada.

La carrera de MotoGP tuvo que disputarse en 2 tandas ya que la escasa visibilidad a la que se veían sometidos los pilotos, no permitió mantener unas condiciones seguras para los pilotos, en las categorías de moto2 y moto3 fueron muchos los pilotos que por caídas no pudieron completar la carrera.

En cuanto el semáforo se puso en verde, Álex Rins se puso en cabeza y poco a poco iba abriendo hueco sobre sus inmediatos perseguidores: Marc Márquez y Andrea Dovizioso, y Pol que completó una buena salida, se afianzaba en las primeras posiciones hasta que la mala suerte volvió a cebarse con el catalán que casi a la vez que Marc Márquez se iba al suelo pero por fortuna Pol Espargaró pudo volver a pista y recuperar posiciones hasta llegar a la octava que le permitió, tras el parón por bandera roja, regresar a pista con los otros 15 pilotos que consiguieron mantenerse sobre el asfalto, para completar las 16 vueltas que habían quedado pendientes.

Dos carreras con lluvia integrada

Pol comentaba tras la caída de la primera parte de la carrera que “estaba empapado”. “Quería cambiarme toda la equipación y me dolía muchísimo la pierna, todavía me sigue doliendo. Tengo un impacto fuerte en el gemelo y en ese momento no sabía qué hacer, me he tomado antiinflamatorio, no sabía si llamar al fisio para que me ayudara, no sabía que bota ponerme, estaba un poco nervioso. Pero ahí ha entrado un equipo bueno y experimentado que lleva muchos tiros en este mundo y me han transmitido calma y tranquilidad. Han reparado la moto que estaba bastante dañada y he podido salir otra vez con esa moto. En esos momentos es cuando un equipo bueno o uno malo dan la talla y mi equipo la ha dado al 100%”.

Tras la reanudación, Pol fue subiendo posiciones hasta colocarse cuarto justo por detrás de Valentino Rossi, que a falta de cuatro vueltas se iba también al suelo por lo que el piloto de Granollers se enfrentaba a una dura prueba: la de rodar en solitario hasta cruzar la línea de meta, por detrás de Álex Rins y de Andrea Dovizioso, pero lo consiguió y pudo subirse al tercer escalón del podio por primera vez para él en la categoría de MotoGP.

www.motogp.com

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.