Inicio Deportes El año de… Xavi Cardelús

El año de… Xavi Cardelús

0
El año de... Xavi Cardelús (Laura Salas)

El joven piloto andorrano ha vivido un 2018 de montaña rusa, de subidas y bajadas. De empezar en el StyloByte, y competir en el FIM CEV Repsol, a acabar en el Snipers, compitiendo con los mejores de Moto2.

Los pilotos de motociclismo tienen que aprender a adaptarse a todo tipo de categorías y campeonatos. Da igual el puesto en el que se clasifiquen o el lugar en el que estén, ellos deben ser los mejores. Este es el caso del andorrano Xavi Cardelús, que ha competido tanto en el FIM CEV Repsol como en el Mundial de Moto2, viviendo un año de lo más vertiginoso.

Con el Stylobike, ha sido uno de los habituales de las mejores posiciones dentro del Campeonato FIM CEV Repsol. Mientras, aprovechaba todas las oportunidades que se le brindaba desde el Campeonato del Mundo para coger experiencia y coger la trazada idónea, entre otras cosas, de los circuitos más exigentes para un piloto de velocidad.

Regularidad como norma

En el FIM Cev Repsol, Cardelús adoptó la norma de la regularidad, ir sumando todos los puntos posibles. Así, comenzó la temporada puntuando en la segunda carrera de Estoril, que dio el banderazo al 2018, en Valencia y en las dos pruebas en Montmeló, demostrando que es un corredor fiable y que siempre trabaja al servicio de su escudería, a pesar de no tener la mejor moto o estar siempre en los puestos de cabeza.

Foto: Getty

Paralelamente, el joven andorrano debutó en el Mundial de Velocidad, un logro a otro nivel, ya que es el primero de Andorra que lo consigue. Debutó en el Gran Premio de España, en el circuito de Jerez, siendo 22º, habiendo remontado hasta nueve posiciones en su primera carrera, ya que calificó 31º de la parrilla de la categoría intermedia, dejando ápices del talento y el potencial que atesora Cardelús.

Un podio merecido y más experiencia

Tras una serie de carreras en las que la suerte no le sonrió demasiado dentro del CEV Repsol, Cardelús consiguió su primer podio. Fue en la primera manga en el circuito de Albacete, justo por detrás de Garzó, que se las vio y se las deseó para evitar los embistes de uno de los pilotos con más potencial de toda la parrilla. Ese primer podio fue una dosis de confianza y moral muy importante para todo lo que vendría.

Foto: Getty

Mientras, dentro del Mundial, las cosas seguían su curso. Con el Stylobike, Cardelús iba obteniendo más experiencia y más kilómetros como piloto del Campeonato del Mundo, a pesar de que no podía llegar a la altura de los mejores, ya que por diferentes situaciones a lo largo del Campeonato, no era posible llegar, ya fueran caídas o situaciones en los que la mala suerte hizo su aparición.

El Snipers, un nuevo reto

Sin embargo, para las últimas carreras de la temporada, la situación de constante ‘wildcard’ en la que se encontraba, iba a cambiar radicalmente. El Snipers, tras el ya conocido altercado y posterior despido de Romano Fenati de la escudería, eligió a Xavi Cardelús, para terminar la temporada a los mandos de su moto, para seguir mejorando, y demostrar la constante evolución en la que se encuentra el joven piloto.

Foto: Getty

Dentro del equipo, en las últimas pruebas, tuvo suerte dispar. Se retiró en dos carreras, Australia y Malasia, pero llegó su mejor posición dentro del Mundial, 17º en Valencia. Delante de la afición, en el Ricardo Tormo, tras haber salido el vigésimo quinto en parrilla, Cardelús volvió a sacar lo mejor de sí mismo para rozar la zona de puntos, quedándose a solo dos puestos de conseguir su primer punto como piloto del Mundial de Motociclismo.

El Ángel Nieto, la espera al salto

Tras terminar la temporada, muchos equipos querían contar con los servicios de Cardelús de cara al 2019. Sin embargo, el Ángel Nieto fue el que se llevó el gato al agua gracias a la fe que mostró el equipo dirigido por Jorge Martínez Aspar en el piloto, creyendo en que la próxima temporada puede estar llena de éxitos para ambas partes.

La exigencia es completamente distinta para Cardelús el próximo año. Ya no sirve solo coger experiencia y aprender, ahora toca explotar al máximo la montura, una de las mejores de la categoría, y obtener buenos resultados. La presión aumenta de forma considerable para alguien que está llamado a ser el futuro del Mundial, y que debe demostrar que está aquí para quedarse, que es alguien diferente, no uno más.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.