Baloncesto Deportes NBA

La reanudación de la NBA tiene detractores

Tarde o temprano se iba a saber que la NBA iba a ser reanudada. Una de las competiciones deportivas que más dinero generan en todo el mundo, no podía quedarse estancada en plena temporada, con todo por decidir. Sin embargo, la cantidad de sucesos que están ocurriendo en Estados Unidos, hacen que algunos jugadores no terminen de estar de acuerdo con la continuación del curso.

Imagen vía: NBA.com

La crisis del Coronavirus está afectando a todo el planeta tierra, pero especialmente, a una de las principales economías del mundo, Estados Unidos. Y no sólo por la enorme cantidad de contagios y fallecimientos en su población sino que también por la pasividad de Donald Trump y sus votantes, ante el peligro de esta pandemia mundial. Esta pasividad viene condicionada por los rumores sobre el origen del virus. Los primeros contagios se dieron en China, que es uno de los rivales del país norteamericano por hacerse con el trono de la primera potencia económica del mundo, y el presidente parece no terminarse de creer que el causante de esta epidemia fuese un murciélago. A este problema se suma, el asesinato de George Floyd, y el movimiento «Black Lives Matter». Un movimiento, que ha organizado todo tipo de reivindicaciones, llegando a ser, algunas de ellas, muy violentas. Aunque no sean violentas, en las manifestaciones aunque lleven mascarillas, la distancia de seguridad no se cumple, y EE.UU, precisamente no está reduciendo los contagios de forma considerable.

Todos estos hechos han hecho pensar a varios jugadores de la NBA, y se han preguntado si realmente merece la pena reanudar la competición con todo lo que está pasando. Kyrie Irving, Avery Bradley y posteriormente Dwight Howard, lideran una especie de movimiento donde no se está de acuerdo con reanudar la competición. «No apoyo ir a Orlando. No estoy con el racismo sistemático y esta mierda. Algo huele un poco raro. Queramos admitirlo o no, somos atacados como hombres negros cada día que nos despertamos», decía Irving en una conferencia con jugadores de la NBA y de la WNBA. Howard, quiso apoyar públicamente las ideas de Kyrie: «La colonización europea nos quitó nuestra rica cultura y todavía tenemos que pensar en ello. Cuantas menos distracciones haya, más podemos centrarnos en descubrir quiénes somos. Las naciones se hacen con familias; ser negros o afroamericano no es una nación ni una nacionalidad. Es el momento de que las familias sean la nación. Que no haya baloncesto hasta que resolvamos este asunto» , dijo el jugador de Lakers en un comunicado remitido a CNN.

Sin embargo, también hay jugadores dispuestos a jugar como es el caso de Ed Davis, que además ha contestado Howard: «Es fácil para un tío como Kyrie decir que lo donará todo para la reforma social pero… ¿realmente lo haría? Es fácil para Dwight Howard decir que no necesitamos jugar cuando está en Atlanta en su mansión de 20 millones de dólares. Hay otros jugadores que necesitan este dinero para mantener a sus familias y cosas así«, aseguró el jugador de Utah Jazz. Por otra parte, la estrella de los Blazers Damien Lillard, reconoció que no es la mejor situación, pero son deportistas y que es su deber: «No estoy cómodo al 100% con esto, pero estoy dispuesto a asumir riesgos. Necesitamos que vuelva el deporte, este es nuestro trabajo y es nuestra manera de aportar cosas a la sociedad».

Mike Bass, el portavoz de la NBA, tras conocer el revuelo que se estaba montando con la continuación de la liga: «Entendemos todas las preocupaciones. Estamos intentando encontrar el equilibrio adecuado«, afirmó. En los últimos días se ha sabido que ha cogido muchas fuerza la iniciativa de Irving, por lo que posiblemente se reunirán con los directivos de la NBA en los próximos días.

Leave a Comment

Your email address will not be published.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: