Baloncesto Deportes Liga Endesa

Iberostar Tenerife – Unicaja Málaga: «Un gran Unicaja consigue una victoria cómoda»

El Unicaja Málaga comienza con buen pie esta fase de la final de la Liga Endesa. El conjunto andaluz se mostraron muy acertados en ataque a pesar del parón. Mientras, los tinerfeños no tuvieron la misma fortuna, y a penas provocaron problemas al Unicaja. 

Los malagueños se hicieron con el dominio del partido de principio a fin. Los insulares si que tuvieron minutos en los que se acercaron al cuadro malagueño, pero no llegaron a ponerse por delante en el marcador, con motivo de la incesante buen porcentaje de acierto andaluz.

Foto vía: cbcanariras.net

El duelo comenzó con varias canastas de Bouteille. Lo que le hizo coger varios putos de diferencia (4-15). Txus Vidorreta, para evitar que esta diferencia fuera a más pidió a sus jugadores, paciencia y agresividad en defensa. Y si que lograron reducir la diferencia, sin embargo, el acierto de los malagueños impidió que la diferencia bajara de los 5 puntos, 15-20 al final.

Los tinerfeños llegaron a ponerse a dos puntos en el segundo cuarto. No obstante, el Málaga intensificó su agresividad en defensa, y en ataque seguían a lo suyo. Especialmente cabe destacar la labor defensiva de Adam Waczynski, que fue también en ataque una pesadilla para los canarios, anotando un total de 17 puntos (32-43).

Un cambio en el planteamiento defensivo por parte de Txus Vidorreta, «pilló» desprevenido al Unicaja, y los del Iberostar volvieron a acercarse. Sin embargo, a pesar de este cambio la defensa seguía siendo inestable y los malagueños aprovecharon esto para alargar la diferencia y dejar el partido casi sentenciado.

De nuevo apareció Waczynski, en el último cuarto, para aumentar la diferencia y evitar sorpresas. Una técnica a Txus propició que la ventaja llevara hasta los 15 puntos. Carlos Suárez anotó el triple que sentenciaba el partido a falta de seis minutos. El marcador señalaba un 56-74. El Iberostar se llegó a poner a nueve puntos, gracias a un imperial Dani Díez (11 puntos 11 rebotes). Simonovic con un triple, dio el respiro definitivo a Unicaja, y el partido se terminó 70-83.

Una desalmada Fonteta, acogió a una primera victoria de los andaluces, que dejan muy buenas sensaciones.

Leave a Comment

Your email address will not be published.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: