Inicio Liga Santander Atlético de Madrid Atlético de Madrid 2-0 Girona: Godín y Griezmann dan la primera victoria...

Atlético de Madrid 2-0 Girona: Godín y Griezmann dan la primera victoria al Atleti ante el Girona

0
Griezmann controla un balón/clubatléticodemadrid.com

La jornada 30 de la Liga Santander acogía en el Wanda Metropolitano el duelo que enfrentaría a Atlético de Madrid y Girona. Equipos que han empatado en sus cinco enfrentamientos previos. Destacar que la última vez que el Girona visitó este estadio eliminó al Atlético de Madrid por un empate a tres. Godín y Griezmann dieron la primera victoria en seis partidos del Atleti ante el cuadro catalán.

Onces de circunstancias

El Atlético de Madrid volvía a alinear su clásico 4-4-2, esta vez sin jugadores de banda en el once. Cuatrivote conformado por: Koke, Rodri, Thomas y Saúl. Tras la apabullante victoria en Mendizorroza, el Cholo volvía a su esquema habitual y dejaba atrás el 4-3-1-2 que tan buenos resultados dio frente al Alavés. Y no sería por falta de jugadores para ponerlo en práctica, ya que con la baja de Diego Costa hubiera bastado con la introducción de Kalinic en su puesto para volver a formarlo. Y podría haber dado descanso a alguno de los jugadores del centro campo, ya fuesen Koke, Saúl, o el más indicado con la incorporación de Rodri, Thomas.

Por su parte, Eusebio dejaba atrás la defensa de cinco y apostaba, al igual que Simeone, por un 4-4-2. Pero este once sí que estaría conformado por los jugadores de los que disponía el técnico vallisoletano. Planas dejaba su puesto en el lateral para Muniesa, Granell a Douglas Luiz en el medio, y en la delantera la baja de Stuani permitía jugar a Doumbia. El Girona se sitúa ahora mismo décimo tercero con 34 puntos, muy cerca de los cuarenta que teóricamente marcan la salvación. Pero con una victoria en el Metropolitano, podría acercarse a la lucha por los puestos europeos.

Primer tiempo marcado por el silencio

El Frente Atlético, localizados en el fondo sur del Metropolitano, protestaba por la decisión de los jugadores de no saludar a los aficionados desplazados a Turín tras el espantoso partido ante la Juventus. No entrarían hasta el minuto doce, cuando serían silbados y abucheados, y no animarían en la primera mitad. Lo que dejaba un ambiente de murmullosos y en el que predominaban el silencio y los aplausos, a acciones puntuales. Además el Metropolitano también mostraba un aspecto propio de un partido de día laborable a las 19:30 de la tarde: gradas vacías y que no llegaban a la mitad de entrada.

Primera parte de dominio atlético pero sin peligro

El partido arrancó sin un dominador claro, partido de ida y vuelta marcado por errores individuales en cada equipo. El Girona no tardó en avisar, y en el minuto tres, un centro desde la derecha sería rematado por Doumbia obligando a realizar una buena parada a Oblak. Respondería el Atlético con un disparo de Thomas desde fuera del área en el minuto cinco.

Con el paso de los minutos el Atlético se hizo con el dominio del partido y comenzó a monopolizar el balón. Las subidas por banda de Filipe y Arias hacían bastante daño a un Girona que esperaba atrás para salir a la contra.

En líneas generales fue una primera parte rancia, con un Atleti dominador pero que no terminaba de crear sensación de peligro. Y con un Girona que apenas conseguía salir de su campo, debido a la buena presión en el centro del campo del Atlético. Morata pasados los veinte minutos apunto estuvo de rematar un buen centro de Arias. Más tarde sería Saúl, quien tras una buena jugada por banda izquierda, puso un balón al que no llegó nadie.

La más clara para los atléticos llegaría en el minuto 30, cuando una falta lateral botada por Koke desde la derecha, la remató Morata forzando a Iraizoz a realizar una gran parada. Pero tan solo cinco minutos después un centro desde la derecha sería rematado, solo, por Doumbia que a punto estuvo de poner el primer tanto en el marcador.

El Girona se atrevió en el tramo final

En el tramo final de la primera parte el Girona pareció dar un paso adelante, adelantando líneas y presionando la salida de balón del Atlético. Iglesias Villanueva fue otro de los protagonistas de la primera parte, con decisiones que levantaron la ira de la parroquia local. Pero los silvidos fueron calmados con un disparo al larguero de Koke, que en el cuarenta se sacó un potente derechazo al que no hubiera llegado Iraizoz.

Rodri controla un balón ante la mirada de Pons./clubatléticodemadrid

De esta manera concluía la primera parte. El Atlético dominó el primer acto, pero fu incapaz de perforar la red de Iraizoz que estuvo impecable ante las llegadas atléticas. Tan solo el derechazo al larguero de Koke le hubiera superado. Por su parte Oblak fue el salvador atlético, detuvo dos balones a Doumbia que bien podrían haber costado dos goles. El silencio, los silvidos y los porteros se impusieron al fútbol, en una aburrida primera parte.

Inicio de la segunda parte con dominio del Girona

El segundo tiempo comenzó sin cambios en ambos equipos, pero con un guión cambiado, el Girona dominaba el balón y el Atleti esperaba atrás para tratar de sorprender a la contra. Poco tardaría el Cholo en mover el banquillo. Con un Girona tan cerrado, Simeone dio entrada a Thomas por Correa. El ghanés no estuvo demasiado acertado en el día de hoy, y el partido requería del desborde que podía ofrecer el argentino.

A medida que avanzaron los minutos el Atleti se lanzó sobre la portería de Iraizoz. El primero en intentarlo fue Saúl con un zapatazo desde la frontal, el rebote lo recogería Morata en un lateral de la banda, pero su disparo se marchó desviado.

Además entró Vitolo por Filipe Luis, para añadir más verticalidad al ataque. El lateral brasileño está firmando un flojo final de temporada, en la que todo apunta que será la última como colchonero. Por su parte Eusebio dio entrada a Lozano por Portu, buscando quizá la altura y velocidad del ariete hondureño.

El Atlético se animó tras los cambios

Con los cambios y el pasar del tiempo el Atlético volvió a dominar el partido, pero con el mismo resultado que en la primera parte, mucho balón y poco peligro. Las ocasiones llegaban a cuentagotas, no había un asedio por así decirlo. Bernardo salvó en el segundo palo un remate de Morata que hubiera supuesto el primer tanto del partido. Pero no estaba sufriendo en exceso la zaga catalana. Arias tuvo una ocasión en la que recogió un rebote de Saúl, pero Iraizoz volvió a salvar los muebles.

Y después de tanto insistir, tras un córner botado por Koke, despejó Iraizoz y Godín la empujó a la red. Tuvo que ser el VAR el que validase el gol, ya que en un principio había sido anulado por el linier. 

Koke ensaya el dispara sobre el arco de Iraizoz./clubatléticodemadrid.com

Griezmann sentenció el partido

La mala noticia para el Atlético llegó en el minuto 84 cuando Morata cayó lesionado. Entró Juanfran a sustituirle, se une a Diego Costa, con partido en el Camp Nou. Contratiempos para el Cholo. El Atlético pudo aumentar la ventaja con un mano a mano de Correa pero Iraizoz volvió a salvar al Girona.

Pero ya sobre la hora, un pase en profundidad de Koke dejó solo a Griezmann que batió a Iraizoz con una vaselina. 

No hubo tiempo para más, el Atlético vencía por primera vez al Girona en seis partidos, y mantenía así su distancia con el Madrid. El Girona tendría que seguir en la lucha por evitar el descenso.

Ficha técnica

XI Atlético de Madrid: Oblak; Arias, Godín, Giménez, Filipe Luis (Vitolo 64′); Saúl, Rodri, Thomas (Correa 52′), Koke; Morata y Griezmann.

XI Girona: Iraizoz; Pedro Porro, Alcalá, Bernardo, Muniesa; Borja García, Pere Pons (Valery 84′), Douglas Luiz, Aleix García; Portu (Lozano 68′) y Doumbia (Roberts 77′).

Goles: Godín (min 75)

Árbitro: Iglesias Villanueva

Tarjetas: Arias (amarilla 47′)

Incidencias: Estadio Wanda Metropolitano

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.