Inicio Televisión Audiencias Vis a Vis 4×08 (Final): “La Marea Amarilla”

Vis a Vis 4×08 (Final): “La Marea Amarilla”

0
Fotograma de Vis a Vis (Fuente: Twitter de FOX España)

En su esperado final, la audiencia no falló a las presas de Cruz del Norte. La audiencia batió récords en la televisión privada, demostrando que si termina, no es por culpa de la audiencia: 1,1% de share y más de 214.000 espectadores. 

Llegó el día. Después de algo más de cuatro años, una cancelación, y una resurrección que alegró a miles, Vis a Vis ha llegado a su fin. La ficción producida por FOX emitió anoche su último capítulo. El de ayer fue un episodio con una alta carga emotiva, mucho más presente que la acción o la violencia que quizá se prometió con el grito de guerra de Zulema del final del 4×07.

Pese a ser un final algo descafeinado, la mayoría de los fans quedaron satisfechos, ya que lo único que pedían a la hora de exigir el retorno de la serie, era un final digno. Y, pese a sus altibajos, podría decirse que este lo ha sido.

Por si no los has leído, te dejamos aquí los análisis de los episodios anteriores:

Análisis del 4×01

Análisis del 4×02

Análisis del 4×03

Análisis del 4×04

Análisis del 4×05

Análisis del 4×06

Análisis del 4×07

A PARTIR DE AQUÍ SPOILERS DEL 4X08 DE VIS A VIS

El capítulo empieza con la huida de Sandoval, que corre desbocado a través de la galería intentando evitar caer en manos de las presas. Éstas, lideradas por Zulema – y su puñal improvisado – y Macarena – y su recién adquirida pistola – le persiguen como si les fuera la vida en ello.

Tras la huida, Sandoval se refugia en una sala mientras pide refuerzos, pero Maca y Zulema no tardan demasiado en encontrarle. Tras abrir la puerta a tiros, la rubia deja a Zulema a solas con la Barbie.

Este último episodio se divide en tres partes diferenciadas, cómo ya viene a ser costumbre: Zulema (en este caso con Sandoval), el resto de presas (lideradas por Sole, quien también es hilo conductor del episodio), y, desde su vuelta del coma, Macarena.

Zulema ha contado quizá con menos protagonismo del que cabría esperar en este último capítulo. Es cierto que la verdadera protagonista siempre fue Macarena, y que, tal como se concibió la temporada el final de Sole debía contar con cierta relevancia, pero sí que personalmente eché de menos la presencia de Zulema en ciertos momentos clave. Durante el transcurso de la mayor parte del capítulo, tiene el último duelo dialéctico con Sandoval, en el que llegan a la conclusión de que ambos son unos psicópatas. Sandoval, además, intenta convencerla mediante una analogía con peces, de que ella es quien es gracias a que él siempre ha estado ahí, presionando, poniendo las cosas difíciles (tiene razón hasta cierto punto, recordemos que Zulema ya era Zulema antes de que Sandoval llegase a la dirección).

Vis a Vis (FOX España)

Un momento clave del enfrentamiento entre ambos, es cuando Zulema le acusa abiertamente del asesinato de su hija. La culpabilidad de Sandoval en aquel suceso era algo que se daba por hecho, pero de esta forma llegó la confirmación explícita.

Tras unos minutos hablando, con la tensión entre ambos ascendiendo, Zulema toma una decisión respecto al futuro del director que desembocará en un momento de catarsis colectiva que comentaremos más adelante.

Goya, mientras el motín se desarrolla en Cruz del Norte y la policía va tomando posiciones alrededor del perímetro, llega al despacho de Sandoval. Después de toquetear un par de cosas que se encuentra y de beberse dos copas de vino, encuentra a la dueña de las prisiones escondiéndose bajo el escritorio. Desde ese momento, se dedicará a humillar a la mujer, quitándole las joyas, vistiéndola de presa… desahogándose, al fin y al cabo. Esta trama, algo irrelevante, ejerce -una vez más – de contrapeso cómico, dando algunos momentos de humor a un capítulo bastante emotivo.

Fotograma de Vis a Vis (Fox España)

Por otro lado, Macarena, separada del grupo, encuentra a Rizos en aislamiento. El personaje interpretado por Berta Vázquez, desaparecido en los últimos episodios (en mi opinión, no ha podido encontrar su sitio en estas dos últimas temporadas y su presencia ha sido prácticamente testimonial), se sorprende al ver que está de vuelta. Ambas se sientan a recordar momentos pasados, errores y aciertos que ambas han cometido, en uno de los primeros momentos emocionales del episodio. Es entonces cuando llega Saray, avisándolas de que había llegado el momento.

Sole, después de iniciar involuntariamente la revuelta, llega a la sala de control. Allí, se hace con el micrófono y habla para toda la prisión. En realidad, y como queda claro después de referirse a las presas como “marea amarilla”, da la sensación de que Sole hablaba directamente a los fans. Agradece la ayuda, el amor que le han dado todo este tiempo, todo lo que han hecho por ella, mientras que se despide. Después de dirigirse a toda la galería, sus amigas se encuentran con ella en la habitación, donde todas (a excepción de Zulema), le acompañan en sus últimos segundos.

En una escena muy emotiva, Sole termina muriendo ahogada con una almohada por Saray (quien termina siendo la más afectada). Sin embargo, el momento emotivo es interrumpido por otra presa, que les dice de que vayan al comedor.

Fotograma de Vis a Vis (Fox España)

Comentábamos que Zulema había tomado una decisión que desembocaría en la catarsis colectiva, y esta decisión no es otra que dejar que sean todas las que terminen con Sandoval. En una escena verdaderamente macabra, el psicólogo se posiciona en el centro de un círculo formado por las presas, mientras estas se pasan el cuchillo de Zulema entre ellas sin que el hombre pueda ver por dónde la va a llegar la primera puñalada. Antonia y Tere, entre otras, son las encargadas de darle las primeras. Llega el turno de Saray, probablemente la que más cuentas pendientes tiene con el argentino, que se ensaña con un Sandoval moribundo. Finalmente, y con el psicólogo ya de rodillas, llega el turno de Zulema, que prepara tanto su momento que termina dándose cuenta de que, Sandoval estaba ya muerto.

El final de la tercera temporada fue uno de los episodios más cuestionables de la serie, pero contó con cierta característica que personalmente me gustó: homenajeó a películas clásicas. En este caso llega a otro nivel, ya que la escena de la ejecución de Sandoval me recordó mucho a cierta escena de Juego de Tronos, en la que un personaje corre un destino parecido. También, durante el motín (que termina siendo más un escenario que un acto en sí), pueden verse ciertos momentos que recuerdan a Celda 211, uno de los mejores thrillers que ha creado nuestro país en los últimos años (la escena en la que las presas van destruyendo o cubriendo las cámaras, por ejemplo). El último homenaje tardaría un poco más en llegar.

Finalmente, tras el asesinato de Sandoval, las presas preparan una pira en el patio en la que quemarán a Sole, cumpliendo así una de sus peticiones. Cómo consiguen prender ese fuego en tan poco tiempo es algo que ni sabemos ni nos planteamos, puesto que llegados a este punto todos coincidimos en que el realismo no es prioritario en Vis a Vis.

Y así, con la directora de las prisiones liberada por Castillo, y con todas las presas viendo arder la pira de Sole en el patio, la policía entra en Cruz del Norte y termina con – en palabras de la propia Sole – “el motín más absurdo de la historia”.

Fotograma de Vis a Vis (Fox España)

Cuando parece que todo ha terminado, y que el final no sería tan distinto a un final de temporada normal, nos encontramos con una elipsis larguísima, de 12 años. Es Tere quien nos habla, y quien nos va a poner al día de la situación de las protagonistas tanto tiempo después: ella tiene ahora dos hijos con Piti, está rehabilitada y ayuda a las presas de la prisión, ahora en las manos de Palacios; Saray recupera la custodia de su hija, y vive con su novia (interpretada por Mala Rodríguez); Goya es jefa de mozos de almacén; Luna es azafata; Antonia, cocinera; y es Rizos la única, sorprendentemente, que sigue en la prisión, ya que, en palabras de Tere, “tiene más miedo de la vida fuera que de la vida en la cárcel”. Rizos, en uno de sus encuentros, pregunta a su amiga si sabe algo de Macarena.

Y entonces llegamos al colofón del episodio. Macarena, con el pelo negro carbón, acompañada de su perro (curiosamente, de nombre Sandoval), aparece en una joyería. No es hasta varios segundos después cuando vemos quién es su acompañante. Zulema, con el pelo rubio, se coloca junto a ella. Es entonces cuando ambas sacan dos armas e inician – Thelma y Louise, Pulp Fiction… – el atraco a una joyería.

Fotograma de Vis a Vis (Fox España)

Es cierto que el final es descafeinado. La guerra prometida no la vemos ni de lejos, el motín no es más que una excusa para hacer un homenaje a Sole, la escena del asesinato de Sandoval, aunque catártica, es surrealista, y que prácticamente todas las presas estén fuera menos de doce años después de tener condenas largas que además deberían haberse extendido por el asesinato del director es difícilmente creíble. Además, que Zulema y Macarena acaben atracando joyerías juntas es tremendamente satisfactorio para los fans, pero poco creíble teniendo en cuenta las personalidades de ambas.

Este final nos hace plantearnos dónde deben estar los límites del fan service, y hasta qué punto está justificado contradecir ciertos comportamientos por un final que guste. Al fin y al cabo, era lo que se pedía, que gustara. Y aunque para ello se haya dejado de lado la credibilidad una vez más, creo que la Marea Amarilla, en general, estará satisfecha con este desenlace.

Además, deja la puerta abierta a varias posibilidades. La primera, y, dicho por el propio Iván Escobar para El Confidencial, la posibilidad de continuar la historia de Macarena y Zulema como equipo: “Nosotros estaríamos abiertos a seguir su relato, siempre y cuando haya un núcleo de fans que lo demanden. Siempre, desde luego, siendo respetuosos tanto con Zulema y Maca como con sus seguidores”. Y en segundo lugar, y teniendo en cuenta la incorporación de Najwa Nimri al reparto de La Casa de Papel para la tercera temporada,  ¿sería posible que siguiera interpretando a Zulema? El espacio de doce años entre el final del capítulo y el epílogo daría de sobra para emplazar los sucesos de la serie de Netflix, aunque la presencia de Alba Flores en ambas series interpretando a dos personajes distintos supondría un obstáculo. Esperemos que, sea como sea, esta no sea la última vez que veamos a Najwa Nimri interpretando a Zulema Zahir.

Vis a Vis (FOX España)

En los próximos días, publicaremos un artículo analizando de forma general la temporada, la evolución de los personajes, y el tratamiento de la serie en su segunda vida. Hasta entonces, terminamos aquí un ciclo de nueve meses en el que hemos seguido capítulo a capítulo una de las mejores ficciones españolas de los últimos años. Gracias por seguir Vis a Vis con nosotros.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.