Inicio Actualidad “Por trece razones” vuelve a ser tema de discusión

“Por trece razones” vuelve a ser tema de discusión

0
13 Reasons Why
Cartel promocional de la segunda temporada de "Por trece razones" (Fuente: Netflix)

El pasado viernes 18 de mayo, se estrenó la segunda temporada de la serie Por trece razones de Netflix, producida por Selena Gómez y que contó con una tremenda repercusión el año pasado

Creo que existía una incertidumbre general en torno a si Netflix iba a renovar para hacer una segunda temporada de la serie o no (ya que sabemos que suele cancelar las producciones inesperadamente). Yo en ningún momento pensé que esto fuera a ocurrir, pues el final de la primera temporada, aunque dejaba temas abiertos, podría haber sido el desenlace de esta serie. Pero no ha sido así. De todas formas, creo que tanto si te gustó la primera temporada como si no, Por trece razones es una serie que por el morbo o la inquietud que produce en el espectador, este siempre está dispuesto a engancharse a otros trece capítulos, ya tengas una buena o una mala opinión sobre ellos.

Hace tiempo llevo observando un cambio en las estructuras y tramas de las series que consumimos. Da igual que se esté hablando de una sitcom, en la que los escenarios no están conseguidos y los capítulos son más cortos que los de una serie normal, da igual.

Se empiezan a crear series con un contenido que aspira más a una concepción de la vida con una determinada filosofía, podría nombrar en este momento a series como Black Mirror, Westworld o El cuento de la criada. Son series que intentan generar una determinada reacción en los espectadores tratando temas de inmediata actualidad, ya sea a modo de metáfora o con crudeza, como en el caso de Por trece razones. Creo que la concepción de lo que es un largometraje y lo que se pretende alcanzar con él y los objetivos de las series están cada vez más cerca. De hecho, muchas personas prefieren consumir series a películas.

Con todo lo dicho anteriormente, pienso que la producción de Selena Gómez va con buena intención, me ha gustado, no soy una detractora de la obra, pero sí que tengo mis contras en cuanto a los main topics que se plantean. Para no contribuir al spoiler, que ya sé que soy propensa a ello, simplemente diré que los sucesos que se vienen acontenciendo en el último año en todo el mundo, pero que tiene su foco principal en Estados Unidos, han tenido un papel clave en esta temporada; nada queda exento de su representación (muy) gráfica en las escenas. Pero pienso que el tratamiento de estos temas, lejos de hacerse de una forma seria, se han hecho frívolamente.

Aún así, aprecio el hecho de que pocas series dirigidas a público adolescente han decidido tratar temas que no sean fiestas, diversión o drogas pero de otro modo. Ninguna ha creado una página web oficial en la que pedir ayuda en caso de plantearte el suicidio o si alguien tiene algún otro tipo de problema.

Es por ello que aseguro que la serie engancha, tiene una trama fácil y, aunque encuentro algunos pasajes de esta inconexos, los personajes tienen una buena construcción. Por otro lado, no sé si cualquier persona es apta para consumir este tipo de producto, aunque haya advertencias al principio del primer capítulo, creo que no es una medida eficaz.

Dicho esto, que es mi humilde opinión, ¡a disfrutar!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.