Cultura Música

Suspendido el Festival de Eurovisión 2020

Se ha conformado la peor de las noticias con respecto al Festival de la Canción

El Covid-19 está azotando severamente a la industria musical. No habían pasado 48 horas desde que se anunciara el cese de la actividad de Operación Triunfo para que posteriormente se anunciara la suspensión del Festival de Eurovisión 2020.

Tal y cómo ha anunciado la Unión Europea de Radiodifusión, dicho evento será suspendido este año tras 64 años de emisión. De este modo, la ciudad neerlandesa de Róterdam acabará cerrando las puertas del festival durante un periodo de tiempo.

Existieron varias posibiliades antes de su cancelación. Se llegó a optar por su celebración a puerta cerrada. Incluso tentaba la idea de ejercer el teletrabajo para que las actuaciones no se sometieran al proceso de suspensión.

Finalmente, se ha optado por la política de la suspensión y no al aplazamiento, decisión tomada en otros eventos de gran envergadura como la Eurocopa o la propia Copa de América de fútbol.

«Con gran pesar tenemos que anunciar la cancelación del festival. Estamos muy orgullosos de que el Festival de la Canción de Eurovisión haya unido a audiencias cada año, sin interrupción, durante los últimos 64, y nosotros, como millones de seguidores por todo el mundo, estamos extremadamente tristes de que no pueda tener lugar en mayo».

Además, la propia organización ha respondido a dudas que podrían haber surgido como la posibilidad de posponerlo. Ha destacado que un aplazamiento supondría menor tiempo de preparación de cara al próximo año.

Al fin y al cabo, dicho evento tiene lugar de forma anual. Por tanto, la planificación de cara a 2021 tendría menor antelación hacia la elección del artista y su respectiva preparación.

Porque lo más probable es que se mantenga la incertidumbre en Europa durante los próximos meses, y no podemos garantizar la celebración de un evento de esta envergadura, con tantos participantes, más tarde. Además, el vencedor tendría menos tiempo para prepararse y ser el anfitrión el próximo año”.

La ciudad holandesa de Róterdam será la más perjudicada. Partía con un presupuesto de 15 millones de euros y se había apostado también por la youtuber Nikkie de Jager para presentar la emisión digital.

Blas Cantó sigue en los planes

A día de hoy, se sigue apostando por Blas Cantó como representante de Eurovisión.  El exvocalista de Auryn es plenamente consciente de que el público es la columna vertebral del festival, por lo que considera lógica la decisión tomada.

«Hacerlo sin público era una locura porque Eurovisión son los fans. Sin ellos no hay nada. Era importante hacerlo en condiciones porque Eurovisión se lo merece para darle la importancia que tiene».

Leave a Comment

Your email address will not be published.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: