Connect with us

Hi, what are you looking for?

Cultura

Esplendor en el coliseum

Superstar, el nuevo disco que trae la historia de superación de la cantante.

Cristina Ramos, aterriza en la Capital consiguiendo levantar a todos los presentes de sus butacas en un recordatorio de lo que es la verdadera esencia de la música.

Pocas palabras son necesarias para presentar a una de las mejores voces de nuestro país. Ganadora de la Primera edición de Spain’s Got Talent de nuestro país y habiendo sido la campeona de La Voz México, Cristina Ramos, viene a presentar su nuevo disco Superstar con un lleno absoluto en el Coliseum.

Una audiencia comprometida, un rasgueo de guitarra y dos acordes del Aria de la Muñeca fueron suficientes para desatar el primer aplauso. Pero nadie estaba preparado para la oleada de rock and roll, funky y pasión que iba a terminar inundando un patio de butacas efervescente de emoción.

La soprano interpretó algunas de sus versiones más conocidas. Desde Queen hasta Whitney Houston, pasando por Abba, Jeff Buckley o El fantasma de la ópera. Cada canción traía consigo un sentimiento, un compromiso de la artista, con su gente, con su mundo: la música.

Incluso tuvo la osadía de enfrentarse a Sabor a Mí, de Álvaro Carrillo y popularizada por Luis Miguel, demostrando que el talento transciende las fronteras que pudieran determinar cualquier género musical.

Arropada por una banda cuyo talento solo puede ser comparado con el de la propia artista servía como hilo de coherencia, enlazando brillantemente los corazones de los presentes con lo que sucedía en el escenario.

Gito Maletá en el piano y los punteos de Ivan Prada, los ritmos de Pino Rovereto y el tempo del bajista, Enzo Apicella servían de capitanes de la explosiva nave de potencia y trabajo que pudimos disfrutar.

Por no hablar de un cuerpo de baile sobresaliente que solo hace que demostrar que, efectivamente, este país está lleno de artistas.

Los matices audiovisuales se proyectaron en forma de vídeo funcionando como un puente, ayudándonos a comprender la historia de superación y compromiso que conforma el epicentro de este huracán de origen isleño.

«Ojalá recuperar vuestra inocencia infantil, reconocer que no sabemos». We can’t know nos devolvía a una realidad difícil que solo puede salvarse mediante el amor, la música y la cultura.

Por un par de horas conseguimos volver a ser niños, emocionarnos y cantar por debajo de unas mascarillas que no conseguirán ahogar los últimos soplos de esperanza que todavía guardamos en el fondo de nuestros cajones de experiencias.

Y es que, como Freddie, our make-up may be fleakin’ but our smile still stays on.

¡ The Show Must go on !

Gracias, Cristina, por recordarnos por qué seguimos peleando.

Click to comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

You May Also Like

Actualidad

¿Han oído hablar alguna vez acerca de las piedras volcánicas? ¿Saben lo que son? Las piedras volcánicas reciben este nombre por sus propiedades, estás...

Cultura

Los seguidores de Blindspot están de enhorabuena al darse a conocer supuestamente la fecha para el estreno de la cuarta temporada Ya se comentó...

Conciertos

El dúo Twenty One Pilots publicó tres sencillos con sus respectivos videoclips para anunciar su vuelta. Jumpsuit, Nico And The Niners y Levitate son los...

Cultura

En vista del gran éxito alcanzado por Autoterapia en poco más de dos semanas, analizamos las canciones del nuevo disco de IZAL Anunciábamos en...

A %d blogueros les gusta esto: